Climbing with Dr. Sputnik

Aquí se hablará de la vida, de lo humano y lo divino, de lo natural y lo metafísico, pero por encima de todo, con HUMOR.

4 oct. 2015

Non Stop Weekend

Después de un fin de semana muy largo que empezó el sábado muy pronto en El Escorial y ha acabado hoy por la tarde en Zarzalejo, por fin estoy en casa con un devore 5 estrellas. 
Ayer por la mañana estaba en El Escorial con Diego, Manolín y Juan para apretar un poco en turno de mañana, ya sabemos que estos cogen aire a primera hora, escalan todo lo que pueden en apnea y a las 2 de la tarde se van corriendo como Cenicienta antes de que el crashpad se les convierta en calabaza. Empezamos por unos bloques en los cuales nunca había estado yo y que me encantaron, quizás sea por la necesidad de mandanga nueva.


Juan en la preciosa fisura de la cual desconocemos el nombre si bien pronto saldrá en la nueva guía.


Diego tirando de hombro en la línea de la derecha de la fisura que también me gustó bastante y desconocía por completo. Tras hacer un par más de estas nuevas líneas, nos movíamos hacia los bloques de detrás de "La Puerta" hacia abajo y nos parábamos en la zona de "Babilonia" y "Lomo Curtido".


Manolo estuvo peleando sin éxito con"Lomo Curtido" e incomprensiblemente no lo hizo. En ese momento llegaban Davilo, el Encargado de la bata azul, Rubén, Miguel Cabezas y un amigo suyo. Posteriormente iría llegando ya un montón de gente, como Miguel Ayllón, Rocío, Claudia, Rebeca, Manu, Fon, Nat, David, Rafita y un montón de gente que fue llegando en un incesante goteo.


Juan en "Lance Babilonia" donde estuvieron él y Diego jugando un buen rato sin ningún éxito al final. A partir de aquí, unos se iban y otros llegaban y nos empezábamos a mover por toda la zona sin parar ni de escalar ni de reír.


Rubén se encabezonó con esta placa "Los Chamos" y estuvo a punto de sacársela por el centro a pesar que no hacía mucho fresco, aunque tampoco calor. Desde ahí nos moveríamos cerca de ahí buscando una zona con bloques donde poder contentar a todo el mundo y es que ya éramos demasiados opinando.


Miguel Cabezas en "Night Clubbing", otra de las líneas que no había visto en mi vida y que hice y disfruté mucho al igual que su vecina de regletas. De ahí nos movíamos de nuevo hacia un bloque con patatas y varias líneas de todas dificultades donde estuvimos un buen rato.


Manu en la salida de una de estas líneas mencionadas segundos antes de perder cualquier atisbo de dignidad, si es que le quedaba algo. Y es que realizó una salida reptadora como una lombriz de tierra común.


Miguel Ayllón por su parte se dedicaba a escalar con elegancia y es que a él todavía le queda algo de dignidad al contrario que su amigo. Y en ese momento empezaba la hora del lance y los 3 winner horse, Miguel Ayllón, Davilo y Fon,  que había ahí expertos en lances se picaban y comenzaban con su habitual y testosterónico desafío.


Fon volando hacia la patata de recepción en "Oxi-Tocina" mientras el público asiste ensimismado al pique de lanzadores. ¿Quien dice que lanzar es para jóvenes? Pues Lega.


Manu en el espolón de patatas bastante alto que están detrás de los bloques donde había empezado a escalar el mismo sábado por la mañana. Me encontraba 12 horas después en el mismo sitio aunque con las yemas en estado de incandescencia después de un día sin parar. Tras unos cuantos apretones nocturnos más nos íbamos del bosque sobre las 11 de la noche con un hambre que me tenía las paredes del estómago pegadas entre si y Manu, Fon y yo íbamos a dormir a casa de Davilo donde aun estuvimos de mandangas un buen rato más. 
Esta mañana dominical entre mi dolor de cabeza me levantaba a sacar a Cooper a la calle y en El Escorial estaba jarreando pero con vistas a que iba a mejorar a lo largo del día, como ha sucedido. Lega y Nuria se acercaban a escalar pero para asegurar el tiro quedábamos en Zarzalejo donde Nasser y Rafa se unían al comando y como chispeaba nos acercábamos a la zona de la cantera a ver unas líneas nuevas.


Lega en el primer y duro paso de "The Only True", que hemos hecho sin el primer paso pero que sentado sólo lo hacía Nasser



Nasser probando también la línea de la derecha de la anterior que tiene la misma entrada pero un final más dinámico.


Por último en esta zona Davilo se hacía con "Antífona de Somni" en un pegue perfecto después de sufrir para descifrar el código en el cual estaba escrito y más tarde Nasser le imitaba. Un visita por los clásicos de La Pradera y algunos más, unos cuantos bloques escalados y sobre las 6 de la tarde empezaba a chispear, momento que aprovechábamos para volvernos a nuestras casa. Me ha costado escribir esto con las yemas que tengo que emiten pulsaciones como si de hemorroides radioactivas se tratara.

No hay comentarios: