Climbing with Dr. Sputnik

Aquí se hablará de la vida, de lo humano y lo divino, de lo natural y lo metafísico, pero por encima de todo, con HUMOR.

18 nov. 2019

Escaramuza al Sprint

Hoy ha sido una de esas tardes locas en las que cogíamos aire al salir del coche y no los soltábamos hasta volver al coche ya a oscuras. Lega y yo hemos cuadrado a última hora una escaramuza al sprint  a Castillo de Bayuela con la mirilla de francotirador reluciente a más no poder. Cuando ya estábamos llegando y tras valorar las condiciones meteorológicas en cuanto a frío y viento, Lega proponía: tres bloques para calentar in crescendo y "Gusiluz" y Wimba" hasta que se haga de noche. Su actitud y optimismo son encomiables pero yo pensaba que sin llevamos 15 años con estos bloques aun por hacer, quizás hoy seguiría igual. Porque nosotros no hemos evolucionado mucho más, de hecho hemos involucionado y más estos últimos tiempos donde cada uno lidia a diario con sus problemas y dolores.


Lega en las exigentes regletas de "Gusiluz" que con la temperatura de hoy te quedabas mejor que durante agosto pero al menos teníamos los dedos anestesiados.


Lega sacando el hocico en "Gusiluz" y viendo todavía como hay que salir de ahí para llegar a las presas que te dejan pensar y dejar de sentir dolor. De ahí nos hemos movido al "Wimba" donde sabiendo que nos hemos caído unas cuantas veces en e último movimiento, hoy nos movíamos como si fuera otro bloque. 
En fin, nada más, pasarán otros 15 años pero seguiremos visitando nuestros granos en el culo de la sierra.

17 nov. 2019

Pedazo de Día

Ayer fue uno de esos días en los cuales cuando te despides de los amigos tras escalar sueltas un -¡Pedazo de día!- Además ayer también se junto en Castillo de Bayuela gente de todas procedencias quizás por descarte ya que era el único sitio donde no iba a llover y se concentró una gran cantidad de escaladores. También era muy importante evitar aglomeraciones no sólo en los aparcamientos sino también en los bloques. Javi Pec, Julio y yo salimos de Toledo para juntarnos con Indi, Chaca, Marta, Maikel, Alfonso, Sarita, Luisito, Alber, Sergio y seguro que me dejo a alguien y nos acercamos al sector Cala Manacor donde hay pocos bloques pero la mayoría de ellos son joyas. Y como la cosa iba de blocones rápidamente nos pusimos a ello.


En seguida nos vimos metidos en faena en uno de ellos, Indi en "Jindama" que no dejó indiferente a ninguno de los que se subieron por el.


Maikel también se metía "Jindama" en el bolsillo dando una lección de savoir faire.


Cooper también aprovechaba el día para reunirse con sus colegas de la banda que forman junto a Lolo y Zion. En ese momento, la tensión subía varios puntos ya que pasábamos a la placita superior donde hubo una buena batalla en "V de Vayuela" y Sergio abría la veda para que Javi, Chaca e Indi también tacharan este buque insignia de los bloques bayueleros.


Javi encadenaba "V de Vayuela" y les metía toda la presión al resto.


Indi y Chaca se subían a un bloque alto vecino para emplazar el trípode y de paso para bichear la salida de lo que iba a ser su siguiente encadene, no sin poner encima de la mesa lo que hay que poner para subir por ahí.


Chaca, insensible al frío, también se anotaba un tanto al hacer una inmaculada ascensión de "V de Vayuela".


Sarita por su parte mantenía un duro combate contra "Munchies", una de las mejores líneas de toda la sierra en su grado.


Alfonso también tenía una dura pugna con las exigentes regletas de "Deep Web" tras unos meses retirado del panorama bloquero por estar opositando. Y en ese momento aparecía el inefable y motivado Luís Pa con la familia y le daba tiempo a escalar antes de cambiar al sector siguiente, Antídoto. Ahí nos juntamos al resto de los locales además de toda la gente que había también por ahí. Por suerte, algunos se fueron a otro sector y ahí matamos la tarde no sin un rosario de encadenes y pegues. Pocas fotos hay de la tarde porque no había ni tiempo. Eso si, ayer fue uno de esos 3 días que se dan a lo largo del año donde en Castillo de Bayuela te puedes subir por donde te propongas.

10 nov. 2019

Nos Sigue una Nube Negra

Desde que salimos de Toledo hace dos semanas nos ha venido siguiendo una nube negra que cada día nos ha obsequiado con agua o nieve dependiendo de donde estuviéramos. Salvo unos pocos días que pudimos escalar en Fontainebleau, el resto fue una intensa lucha contra los elementos pero cada día lo intentamos y cada día la lluvia nos apartó, más pronto que tarde. Así que siguiendo nuestros gurúes de la meteorología vimos que un escape era ir hacia Targassonne buscando al menos unos cuantos días buenos, según la previsión, y luego acercarnos hacia Albarracín que es un valor seguro para mandangas de este tipo. 
Lega, Lolo, Mayte y yo cogíamos los trastos rumbo al Pirineo y a la altura de Toulousse nos pillaba una buena tormenta de esas que conduces a ciegas casi, y duró más de lo que queríamos. Cuando finalmente estábamos cerca de Targassonne empezó a nevar y el túnel de Puymorents estaba cerrado por lo que a las 12 de la noche nos tocó pasar por el Col de Porter esquivando todo tipo de cuadrúpedos ya fuera solos o en manada. 
Al día siguiente con un frío de pelotas nos dirigíamos a escalar y tras el calentamiento nos movíamos porque empezaba, como no a llover. 


Lolo en el famoso "Scarification" del sector Taz, de los pocos bloques que nos dio tiempo a tocar hasta que empezó de nuevo nuestra amiga la nube negra a soltar nieve.


Entre las regletas perfectas del buenísimo "Videomaniac" con una no menos buenísima foto de Lega. Más tarde nos juntábamos con Víctor rastas, Adri y Narcís y nos poníamos a escalar de nuevo hasta que cayó una nevada del copón con copos como sendas de 1 euro. Mojados otro día más cogíamos las fungos y nos bajábamos a Puigcerdà donde visitamos Tap de Suro que es el garito de vinos que ha abierto Víctor Rastas. Lo que sucede en Puigcerdà se queda en Puigcerdà y tan solo añadir que a un par se les fue bastante de las manos la cata.
De nuevo seguíamos con nuestra particular trashumancia al día siguiente puesto que la previsión era de más nieve, por lo que se activaba el Plan C sólo para emergencias extremas, Albarracín. Una vez ahí empezó a llover por la noche y un poco por la mañana pero al jugar en casa sabes de que va la movida y nos acercamos al sector Techos a verlas venir y además hicimos piña con Pin y Pon AKA Indi y Manu Béjar.


Manu interpretando a la perfección su "Plan B" aunque nosotros ya estábamos metidos de lleno en nuestro Plan C.


Cooper que huele a bosque profundo y húmedo pasará mañana por la bañera pero ha disfrutado como un perro.


Lolo en el "Alquimista" y es que el cabrón nos la tenía guardada y nos llevó a su terreno, desplomes y techos.


Mayte tuvo su lucha titánica con "Obra de Arte" dando todo lo que tenía dentro. Y hablando de dar todo, otro que lo hizo y estuvo casi a punto fue Indi, en su enésima némesis.


Indi en "Brainstorm" donde estuvo muy a punto de salir por arriba, puedo asegurar que la vez que más de todas las que he estado con él aquí. 
Al día siguiente volvía a hacer un frío de pelotas y además aderezado con un viento helado que no permitía parar, razón por la cual apenas hay fotos de nuestra estancia en Arrastradero donde anduvimos buscando bloques al sol porque lo necesitábamos tras casi dos semanas de frío, humedad y todo mojado. De hecho, los crashpads se secaron por fin tras 13 días mojados. Y por ahí nos encontramos con Iván con unos guiris y nos enseñó unos bloques que no conocíamos y a pesar del viento les daba un sol digno, aunque sin calentar.


Iván Sin Frío resolvía todos los pasos de "El Tocón" tras la rotura de algunas de sus regletas pero no conseguía encadenarlo aunque cualquier otro día lo hará sin esfuerzo. De ahí nos volvimos al parking y luego visita obligada a Hugo en Sandstone Gesthouse donde además vimos al inefable Flo. Y hoy continuando con nuestra ruina personal nos acercábamos a Los Callejones en Bezas donde se nos unían Víctor Pelut y Beatriz además nos encontrábamos dos grupetes más. 


Víctor Pelut en "El del Medio de los Chichos" donde hemos estado luchando hasta conseguir enhebrar todo menos la exigente salida. Al rato y tras unos cuantos bloques más hemos oído unos alaridos y me he acercado a olisquear y rápidamente he llamado a Lega. David, uno de los 4 chavales de un grumete se caía de "Bonobo" y se rompía el tobillo. Así que lega como bombero experimentado y Mayte com médico han tomado las riendas y han retirado (cortado) el pie de gato y entablillado la fractura para que luego como en una procesión de Semana Santa con un crashpad hemos sacado entre los que estábamos al chaval hasta el parking donde esperaba la ambulancia y la Benemérita. Hemos cuadrado un digno rescate por suerte para David ya que si lo llegan a hacer las autoridades quedan venido igual ni llega a Teruel, casi se lo cargan al subirlo a la camilla. En fin, gajes del oficio, si lo lees ¡Suerte David!
Para seguir con lo que nos atañe, hemos llegado a cuenca donde hemos recogido a Pablo Broder y a estas horas aun sigue lloviendo.

30 oct. 2019

Un Año más en Fontainebleau

El domingo pasado Lega y yo partíamos de nuevo hacia Fontainebleau en lo que viene siendo nuestro peregrinaje anual hacia donde nunca sabes lo que pasará. Resulta que venía una semana muy buena pero la realidad es que cada día llueve desde el anochecer hasta media noche y luego vas a escalar y menos hoy, todos los días hemos escalado en seco. Además en Fontainebleau nos esperaban Lolo y Marietti pero es que además el lunes por la noche llegaba Lomo para formar un equipo de lujo. 
El lunes por la mañana no pintaba mal a pesar de haber llegado a las dos de la madrugada lloviendo, pues así y todo con el cansancio nos fuimos pronto a Aprémont buscando poca humedad y anduvimos castigando los cuerpos durante una primera jornada muy intensa.


Lega calentando en un bloque que tenía su punto picante como la mayoría de este sitio. Una vez ya habíamos calentado adecuadamente era el momento de buscar algún bloque donde empezar a apretar la tornillería.


Marietti encadenando "Happyboulder" y manteniendo su teoría con que descalzo se escala mejor.


Lega en los romos típicos de "Claire de Lune" antes de pasar por todo el sector y dejarnos sudor, esfuerzo y piel en muchos de los bloques pero finalmente la lluvia acudía fielmente a su cita a las 18h y nos retirábamos a nuestro cuartel general. Una de las líneas que quedó en -ya nos volveremos a encontrar- fue "Piece of Mind".
La lluvia no cesaba durante la noche pero tras el desayuno el viento nos hacía ser positivos y a pesar que estaba todo mucho más empapado nos fuimos de nuevo a Aprémont. Tras un buen rato de si por aquí o por allá encontrábamos nuestro plan y con los objetivos de la jornada bastante cercanos.


Lega calentando en un bonito bloque del circuito rojo antes de ir a por faena.


Lomo lo dio todo en esta bonita línea llamada "Hueco Départ".


Cooper vuelve a estar de nuevo como si fuera el puto amo, que lo es. La noche empezaba a caer y el chispeo común de todo el día se trasformaba en un poquito de cortina de agua incesante pero eso no frenó a unos valientes como nosotros.


Lolo se empleaba a fondo en condiciones de mixto en el buenísimo "Clin d'Oeil".


Lomo también lo dio todo en "Clin d'Oeil" y esto a punto de llevarse la línea al zurrón pero sus problemas con un talón técnico no eran menores que los de combinar los colores de la ropa. Finalmente, de nuevo la lluvia nos mandó a casa, aunque no antes sin pasar por el aeropuerto de Orly para recoger a Nuria que se unía al Club del Cotolengo.
Sin embargo, hoy era el peor día de todos porque todo estaba mojado esta mañana, hemos tardado en poder escalar, no ha parado de chispear y la idea era encontrar algo seco donde calentar en Cuvier y subirnos a Cuvier Nord en busca de viento en las alturas.


Lega calentando en una esquina que valía la pena y que estaba muy húmeda para acabar dejando una buena sensación tras escalarla. Desde ahí nos hemos subido buscando una línea que estaba en la lista de los objetivos del viaje y que además la hemos encontrado seca.


Marietti ha sido el único en encadenar "Rencontre Plafonnique" aunque ha sido Lomo quien ha liderado los ataques con la beta adecuada, lo cual ya es raro. Desde ahí nos hemos bajado en cuanto ha vuelto a empezar a llover y ahí hemos estado hasta que ha anochecido en Cuvier haciendo lo que hemos podido, una ración de bloques rojos entre mojados y húmedos. Esperemos que la meteorología empiece a ser benevolente con nosotros y que nos obsequie con una ristra de buenos días donde poder apretar sin contratiempos.


Disfrutando del 15 rojo al anochecer. Foto de Legamaster.
¡Mañana más!

21 oct. 2019

Tacto Pegatina

Hemos pasado del infierno a condiciones de temporada ya que incluso en invierno pocos días puedes estar en La Clínica, orientación suroeste, con sol y alrededor de 10ºC. En un principio nos hemos acercado Lega, Piru, Toni y yo e íbamos chino-chano a lo nuestro. Con nuestras mandangas, que si "La Casera", que si "La Revoltosa", otro de más a la izquierda hasta que han llegado Rodri, Laura y Naranja  y nos han cambiado de plan. 


Lega en una de las líneas del sector cuando íbamos subiendo el calentamiento de intensidad pero Rodri tenía un plan y nosotros no lo sabíamos. El plan de Rodri pasaba por usar todos nuestros crashpads, menos el suyo que nunca lleva, para meterse en "El Destructor de Guerreros". Y la verdad que al menos ha valido la pena el secuestro de colchonetas ya que primero se lo ha hecho de pie y de sentado ha ido mejor de lo que él mismo pensaba.


Rodri en "El Destructor de Guerreros" durante la golden hour haciéndose con el bloque de pie, que no había hecho nunca, con una facilidad insultante.


Rodri en "El Destructor de Guerreros" donde se ha visto tan bien de pie que ha tardado muy poco en sentarse e ir probando desde abajo y no iba mal, lo ha dejado VPS (Visto Para Sentencia). La verdad es que ahora mismo no sabe ni lo fuerte que está. Al final se ha hecho de noche y hemos continuado en otra de las líneas del sector hasta que ha llegado la hora de volver. A ver esta semana como l¡evoluciona la meteorología porque de momento parece que vamos mal. Ya veremos.

17 oct. 2019

Empieza la Temporada de Sobar Cantos

Desde el fin de semana pasado podemos decretar ya de forma oficial el inicio de la temporada de sobar cantos en Castillo de Bayuela, así que ya sabéis sobacantos de cualquier rincón del mundo. El sábado pasado con Jaime Flexia, Lidia, Lahn, Jonás además de los locals visitábamos La Placita pero aun hacía un poco de bochorno y aunque estuvimos todo el día escalando, a pesar de haber 2 mil grados menos que en verano, las condiciones no fueron muy buenas.


Jaime Flexia en "Tubular Bells" es quizás la única imagen decente que tomé porque estuve más dedicado a escalar y liarla un poco. Sin embargo, Rodri volvía a hacer la de siempre, calentar en el bloque y hacerlo para deleite de todos los concurrentes.
En cambio el martes bajaron bastante las temperaturas y la tarde fue de sudadera e incluso gorro, por lo que subimos a Peña Castilla que hacía mucho tiempo que no íbamos. Ahí estuvimos haciendo un circuito de calentamiento al sol para luego ponernos a medir nuestra piel y nuestro arqueo en bloques ya más duretes. Lega, Gonzalo y yo nos juntamos con Piru, Rodri, Laura, Toni, Amy y la tarde pasó en un momento, lo cual indica que cada vez empieza a acortar el tiempo de luz natural como debe ser en otoño.


Lega en su habitual ráfaga en "Oposiciones a Pastor" sintiendo esa regletas como se le clavaba hasta el tuétano.


Gonzalo tuvo "Puntos Suspensivos" en la punta de sus dedos en un muy buen pegue pero luego se vino abajo y no volvió a clavarlo todo como se requiere. La tarde transcurrió en un ir y venir de un bloque a otro hasta que se hizo de noche y nos fuimos a casa.
En cambio hoy era una tarde rara y chispeaba cuando los primeros han llegado y han sugerido un cambio a Garciotum para evitar la lluvia. Y los de siempre mas Luisito Canijo y Jaime Flrexia hemos pasado una buena tarde con ratos en que chispeaba y la humedad junto a ese peculiar granito han causado estragos en nuestra piel. A pesar de ello ha sido una buena tarde y a Luisito le ha dado tiempo de hacerse con las mejores líneas, lo cual no está mal cuando vas a un sitio nuevo.


Toni en "El Baile de los Zánganos" donde también hemos subido este bloque por la arista de la izquierda, "Zanganeando".


Luisito se hacía también con el difícil y extraño "Los Marihuanos" sit start, un filo desplomado muy bueno. Y ya para finalizar antes que empezara a chispear más en serio y se hiciera de noche se hacía con una de las mejores líneas "La Verga de Shiva". Momento en el cual hemos puesto punto y final a la tarde para regresar al calor del hogar. Sin embargo, lo que si está claro es que la temporada de sobar cantos en Castillo de Bayuela ya ha empezado.

6 oct. 2019

Fin de Semana de Descarga

Tras el magnífico viaje bloquero por tierras alpinas de Francia, Suiza e Italia del cual llegué el finde pasado para este tocaba algo de descarga para recuperar dolores y cansancio. El viernes al salir del trabajo me daba mucha pereza quedarme la tarde en casa por lo que me fui en dirección a la sierra sin ningún plan pero abierto a todos. Tras un breve encuentro con Lidia e Indi en la ermita de El Escorial donde nos contamos las últimas batallas de cada uno, decidí que me iba a Zarzalejo a dormir y al día siguiente ya vería que hacer.
Cuando me desperté estaba también Yoyes que había hablado con Lidi y le dijo por donde andaría y algo más tarde aparecía Jesús desde Toledo que venía al cumple de Coco que lo iba a celebrar ahí. Por lo que de repente teníamos plan de maná y plan de tarde, pero es que al cumple venía Manu Béjar, el animalito, por lo que las risas estaban aseguradas y así fue durante toda la tarde y noche.


Jesús en uno de los pocos bloques que encontramos a ala sombra en el turno de mañana, donde anduvimos persiguiendo la sombra como el oro de los buscadores durante la fiebre del oro de Alaska en el siglo XIX. Hasta que aparecieron por la tarde las del cumpla con cervezas y aperitivos de los cuales dimos buena cuenta hasta que nos retiramos ya de noche.


Manu utilizando todos sus recursos intécnicos de pies para subirse por "El Peine". Cuando ya era oscuro nos bajamos y la mayoría se iba a continuar la fiesta a la Oktober Fest de Torrelodones pero para los que huimos de las masas eso era demasiado y nos quedamos a dormir de nuevo con el plan de cambiar hoy a su vecino Escorial. Yo había quedado con los clásicos de las matinales de los domingos al alba, Diego, Pacha, Lomo, Raúl, Carmen y más tarde aparecía Lara y familia para completar el grupete.


Lomo intentando rebañar la regleta de hombro pero no conseguía meter todos los dedos para cogerla de forma correcta, cosa que ha solucionado en los siguientes pegues.


Diego con mirada asesina buscando el siguiente movimiento.


Pacha saliendo de "Toroide" con Cooper como comité de recepción. Desde ahí nos movíamos hacia una zona más tranquila porque la verdad es que los domingos está pegado de caminantes.


Lara en la entrada de "Micrón" cogiendo una regleta que dolía como una boca de caimán, no sé si duele mucho pero me lo imagino.


Entre foto y foto tengo tiempo para escalar, aquí en la salida de "Micrón" donde Lomo cogía mi cámara y nos ofrecía su punto de vista, gracias.
Se acercaba la hora de comer y el grupo iba disminuyendo en cuanto a número de componentes hasta que Diego, Raúl y yo hemos decidido que era el momento de ir a por la comida y así acaba yo otro finde itinerante.

28 sept. 2019

4.000 Km Después

Después de más de 4.000 Km he llegado a casa de donde salí hace 15 días rumbo a Barcelona donde recogía a Ula y empezábamos nuestro viaje bloquero. Desde Barcelona salimos hacia Ailefroide en Les Écrins, alpes franceses, donde nos reuníamos con Lega, Nuria, Lolo y Mayte para escalar un día juntos y después ellos se iban a Austria y Ula y yo a Suiza.


En el camping de Ailefroide donde llegamos de noche pero rápidamente localizamos al resto del equipo para ponernos manos a la obra.


Nuria sacando sus recursos técnicos en "Rampe des Plats".


Lolo en cambio prefirió utilizar otro tipo de recursos en "Rampe des Plats".


Mayte iba fina como el coral del Mar Rojo y es que se nota cuando llevas unos días antes en la zona. Cuando acabamos la jornada bloquera Ula y yo nos despedimos y nos pusimos rumbo a Chironico en Suiza que era nuestro destino de vacaciones. Tras un caótico paso por las autopistas alrededor de Turín y Milán llegábamos al Lago de Como y por fin a nuestro campo base al lado del río Ticino donde hemos estado gran parte de estas vacaciones.


Chironico, donde todo está muy organizado y limpio al estilo suizo y ahí nos reunimos primero con  los amigos polacos Sonja y Piotr. Si bien Chironico es una escuela más de granito, está metida en un bosque de castaños impresionantes y tiene un atractivo que hace que al rato de estar ahí escalando sigas alucinando con todo.


Sonja en una de las buenas líneas donde calentamos en el sector Deliverance.


Ula en "Carpe Diem", una de las líneas recomendadas a las que acudimos como los osos van a los panales de abejas repletos miel.


Cooper no podía estar más contento con estas dos semanas de montaña y libertad (Foto de Ula).



Ula en "Galileo Bis" aprovechando las últimas luces, además de las del flash. Al día siguiente elegíamos otros sectores, Boogalagga en este caso, para ir conociendo más este bosque donde siempre encuentras un castaño mayor y más viejo a cada paso que das.


Sonja resolvía "Satanik" con elegancia, soltura y sin apenas problemas. Sin embargo, este sector nos nos convenció mucho tras explorarlo todo y localizar todos los bloques que salían en la guía. Como todos los sectores tiene sus pros y sus contras y nosotros encontramos más contras. 
Al día siguiente llegaba el local Marco, muy conocido por todos los que nos lo hemos encontrado en Albarracín y venía acompañado de Alain y nos dirigimos bien guiados al sector Paese primero para luego ir moviéndonos a discreción.


Piotr arqueando en "Le Cadeau", una buena línea desplomada, como muchas de las que abundan y que escalamos en Chironico.


Marco nos contaba la beta para "The Aviator" donde estuvimos quemando cartuchos un buen rato y la verdad es que la línea es buenísima a pesar de estar un pelín sobada como todos los clásicos estés donde estés.


Ula y yo no pudimos resistirnos al imán que es "The Aviator", una línea que te atrae sólo con verla. Al día siguiente empezó a llover y como hubo escampada general Ula y yo aprovechamos para ir a San Gottardo, el famoso paso a 2.091 m de altitud que separa la Suiza Italiana de la Germana (Cantón de Ticino del Cantón de Ury) y en el cual se escala en un paisaje como Hoya Moros pero accediendo desde la carretera, con muy poca aproximación.


La parte más alta del Gotthard Pass conserva su carácter que le ha dado tanta fama, aunque la niebla, humedad y lluvia sólo nos dejaba ver el paisaje y por tanto los bloques de tanto en cuanto con alguna ventana.


Ula y Cooper aprovechando una de las ventanas que la caprichosa meteorología nos ofrecía para el deleite de nuestras retinas, con la majestuosidad del paisaje alpino suizo como decorado de fondo.


Al día siguiente nos levantamos todavía peor, tras toda la noche de lluvia, por la mañana también llovía y decidimos que era el momento de movernos a otro sitio. Ula tenía una sorpresa muy bien guardada sobre un pequeño sitio en Italia tras cruzar otro mítico paso de montaña. A través de una carretera brutal que separa la Suiza Retrorrománica o Grisónica con Italia, el Splügen Pass a 2.114 m sobre el nivel del mar. La sorpresa tenía un nombre, Cimaganda, y ha sido una de las sorpresas del viaje para mi, de lo que más me ha gustado.


Sólo cruzar Splügen Pass se llega al maravilloso pueblo rodeado de montañas de Montespluga en Italia.


Cruzando el puente de Cimaganda para acceder a los bloques y el hecho es que nos gustó tanto que nos quedamos dos días.


En "Gaggio" (Foto de Ula) un bloque que al final pude hacer pero nos pidió mucho y es que además tenía un poco de componente psicológico por la aletoriedad de un talón en la parte alta y con sólo dos crashpads te ponía a prueba. 


Ula disfrutando de otro desplome en Cimaganda con una de las clásicas iglesias alpinas asomando de entre los bosques de castaños.


Ula y yo nos enratonamos los dos días en "Potere Sardo" y eso que los dos dijimos -es mi estilo- cuando lo vimos por primera vez. 


Al día siguiente tras dormir como angelitos en este tranquilo pueblo nos pusimos manos a la obra otra vez por que había asuntos bloqueros que resolver en un paisaje siempre rodeado de castaños increíbles.


Ula en "Prua con Vistas" otra de las buenas líneas de esta pequeña pero recomendable escuela donde parar en el trayecto Chironico-Val di Mello por ejemplo. 


Y antes que anocheciera queríamos marcharnos dirección Chironico de nuevo y atravesando otra vez el Splügen Pass en sentido inverso a como llegamos y disfrutando de nuevo de sus preciosas vistas. Los últimos días en Chironico no fueron muy buenos ya que cada día llovió algo en algún momento del día y en este bosque la humedad se queda y no se va por lo que los dos últimos días ha sido un ejercicio de supervivencia y hemos escalado lo que y donde hemos podido.


Ula en el precioso pero impronunciable "Rechtsrutsch" donde nos echamos unas buenas risas tratando de decir correctamente esta palabra hasta que la lluvia de nuevo nos hizo movernos a un techo para refugiarnos.


Ula en "Madame Pompidou" donde estuvimos escalando tras la lluvia en algunos bloques secos pero aun así el sector Nivo Bassa fue uno de los que más me gustaron. El último día cuando nos teníamos que volver decidimos hacer parte de la ruta de vuelta por Suiza para disfrutar de sus paisajes en lugar de meternos en las autopistas italianas y la verdad que la elección no pudo ser mejor ya que conducimos hasta Genève y de ahí a Annecy donde dormimos y ya de vuelta a casa tras más de 4.000 km en el corazón de los Alpes. ¡Ganas de repetir ya!