Climbing with Dr. Sputnik

Aquí se hablará de la vida, de lo humano y lo divino, de lo natural y lo metafísico, pero por encima de todo, con HUMOR.

26 abr. 2017

Seguimos para Bingo

Seguimos para bingo y es que esto ya se nos está yendo de las manos. Ayer había un día de esos que ni chicha ni limoná y parecía que llovía aquí y algo más por Castillo de Bayuela pero resolvimos la tarde acercándonos a husmear. Digo que seguimos para bingo porque parecía que el infierno ya se había apoderado de nuestro patio de recreo pero la tarde de ayer con sus nubes, su viento y buscando la sombra nos proporcionó un buen rato, sin que ello quiera decir que empiece la 7ª temporada del año en la zona (interprétese en modo sarcástico por los constantes cambios meteorológicos del último mes). Lega y yo salíamos de Toledo para unir a otro par de luchadores con mente inquebrantable como son Toni y Nava, el cual se dejo todos los enseres de escalada en la puerta de su casa y se dio cuenta al aparcar y subir con las manos en los bolsillos. El destino fue Jungla porque chispeaba entonces, aunque en Talavera llovía mucho más, y porque queríamos probar una línea nueva-vieja del gran techo. Nos libramos todo el rato de las cortinas de agua y las pocas gotas que cayeron donde estábamos apenas mojaron nada. así que tras un calentamiento en las líneas clásicas para este fin nos pusimos manos a la obra en "Sabiduría Estética".


Nava probando "Sabiduría Estética", una buena línea con una entrada sit apretada y dura para luego enfocar un gran desplome donde la tensión corporal está al orden del día y luego una vez transcurrida la sección dura que es el bloque en si, se sale por arriba mediante una excursión alpina fácil. Bien, si esta es la teoría, la práctica fue que sólo Lega salió y fue en la versión de pie. De modo que ya tenemos proyecto para tardes venideras donde la meteorología nos deje acercarnos sin sufrir quemaduras de tercer grado.


El gran Toni intimidando con la mirada a "Sabiduría Estética", como diciendo ¡tú no sabes quien soy yo!. Sus problemas de envergaduras nos proporcionaron unas puertas voladoras con tiro parabólico en las que el portero debía estar muy atento para saber en que kilómetro iba a caer.


Lega en "Sabiduría Estética" ya desde un tercer punto de vista donde se aprecia bien el desplome constante de esta línea. Por cierto, tiene un granito duro y abrasivo, no desmiga, que te dejaba los molletes de las manos bastante irritados de coger dos barrapan ED (extremadamente dolorosos) para la piel. Ahí quemamos todas nuestras naves hasta que primero Nava y luego nosotros 3 fuimos desapareciendo. Hoy me noto el cuerpo bastante apalizado pero es lo que nos gusta ¿no?.

20 abr. 2017

Olor a Napalm

Este mediodía pasado me dejaba caer por La Pedriza donde en según que zonas cuando no hay viento los pinares empiezan a oler a napalm presagiando el duro verano que se nos viene encima. El equipo de esta tarde estaba compuesto por Rupert y Marina con la pequeña Jara, además estaban los suecos Moritz, Thomas y Johan y más tarde llegaban Diego y Pacha. La suerte estaba echada. Comenzábamos calentando en Los Puntos Azules y nos hacíamos con un buen número de bloques y algunas rarezas.


Rupert en "El Filo", el clasicazo del sector, donde ha visto que usando la pierna era menos duro que haciendo el animal.


Moritz se quedaba muy cerca de encadenar este bloque ratonero sin nombre mientras que Rupert y yo lo hacíamos más fácilmente de lo esperado. Desde ahí nos bajábamos al "CO2" donde Rupert lo hacía primero de pie y luego sit start y Diego hacía un par de saltos al vacío porque es mejor sobrevivir y volver otro día.


Rupert encadenando "CO2" sit start aunque la segunda vez ya sabía como salir cómodo ha llegado sin nada de magnesio en las manos a la parte superior.


Diego en "CO2" que aunque normalmente se lo mea hoy ha tenido problemas de tacto.


Las 3 Husky de Pacha, abuela, hija y nieta, que han puesto las pilas a Cooper en lo que a carreras se refiere. Así cerrábamos otra tarde más donde ya empieza a oler a napalm y a haber un tacto entre raro y cochino pero seguiremos estando al pie del cañón.

16 abr. 2017

Lo Mejor de Cada Casa

Ayer en La Pedriza nos juntábamos lo mejor de cada casa para tratar de vivir con pasión nuestra propia Semana Santa. A falta de procesiones y procesionarias, por suerte también, nos montábamos nosotros nuestra propia procesión con una lista de bloques a probar. Talo, Sara, Selena, Roser, Rafillas, Elena y Andrés asistían con devoción a nuestro acto de Pasión


La Pedriza y sus vistas, además se notaba las festividades porque estaba sorprendentemente vacía. A principio de mañana éramos tan solo 4 y me llevaron directo a "El Belén" donde por lo observado con mis propias retinas Sara se lo mea cada vez que le da la gana.


Sara demostrando como se hace "El Belén" para calentar poniéndonos el listón muy alto, casi inalcanzable, sólo en el calentamiento.


Talo se ponía en acción en "El Belén" y también lo repetía pero yo no lograba hacerlo ni por primera vez y es que mi manera de calentar es otra, aun así me quedé con las dos betas y encontré una combinación de pies y manos que me convenía, y mucho.


Como siempre el gran Cooper presta atención a todos lospalos y piñas pero también a nosotros.


Probando "In the Guetto" (foto de Selena) otra buena línea del Laboratorio donde estuvimos sufriendo las regletas pequeñas y cortantes un poco más calientes de lo que nuestro buen paladar las desea con ahínco.


Roser, que llegaba después de comer y a la cual hacía mucho tiempo que no veía, se lanzaba de cabeza a "El Hechicero Izquierda" donde hacía muchos años que ni me acercaba. Así transcurría una jornada completa donde me reencontraba con Sara, Andrés y Roser a los cuales siempre me encanta ver y escalar con ellos.

9 abr. 2017

Regreso al Hogar: La Pedriza

Hacía tiempo que quería escalar durante este invierno en La Pedriza donde tanto tiempo he pasado desde que vivo en la zona centro, sin embargo tanto la meteorología como mis quilombos me lo han impedido este invierno. Así que esta semana lo fuimos gestando hasta alumbrar un fin de semana pedricero intenso. Lega, Nuria, Plixo y yo nos plantábamos en El Tranco el viernes a mediodía y ahí empezaba un sin vivir de escalar y bloque por todos lados que duraría hasta ayer tarde. Además, conseguimos también quedar con un montón de los locales de siempre, no de los recién llegados o autodenominados locales pero con menos Curriculum Vitae que la Infanta (la que se elija), Empezando por Javi de Casa Julián, Lendi, Morito, Miguel Cabezas, Davilo, Juanillo, y un largo etcétera se unían a la causa y tragaban con una enésima y aburrida tarde Laboratorio para ellos pero que al final el ambiente fue excelente en cuanto a risas y escalada.


Plixo en "La Sonrisa" donde encontraba rápidamente una olvidada conexión con La Pedriza donde había escalado tanto de joven y comenzaba a apuntarse en su libreta los grandes clásicos del sector de todas dificultades. 


Nuria por su parte daba otro pasito más y encadenaba "Misoginia" cuando por fin encontraba su propia beta, combinación de las 200 existentes. Hubo paradas en todos los grandes clásicos del sector como "ABO", "In the Guetto", "El Talador" donde la laja sikada se mueve peligrosamente y habría que avisar al encargado de la zona para que verifique y repare tal contratiempo en vistas de no perder una línea 5 estrellas.


Iván Morito finiquitaba con poderío "La Sonrisa" por el centro, navegando entre regletas, una línea que endurece bastante la versión clásica.


Plixo ya anocheciendo daba buena cuenta de "Los Guerreros" y es que en su primera visita al sector dejaba sólo quincalla y cosas duras por resolver de cara a la próxima incursión. De ahí nos íbamos despidiendo gradualmente de la gente hasta que que nos íbamos ya de noche al bar a regar con cerveza lo éxitos de la tarde. Comer y beber en formato vikingo para celebra el 5º Dan de Plixo y luego ir a dormir a nuestra habitación del hotel La Pedriza, con su millón de estrellas.
El sábado por la mañana habíamos quedado con Diegote, Lomo, Cabe, Dani Arija y Luís Brea con sus respectivas proles los ue la tuvieran, pero también Chulo, Olga y churumbeles, Cat, Rafillas, Elena y churumbeles y más tarde Lidi, Susa, Sara y sus hijos. Más tarde, como de costumbre, bastante más tarde, aparecía Davilo sin que sea el encargado de esta zona.


El día empezaba como el anterior, cruzar el río, subir al sector y escalar. Los cuerpos andaban bastante tocados del día anterior y las yemas parecían una almorrana como un puño de Mazinger Z


Diego, que sigue en su momento dulce, se hacía rápidamente con el regletero "Miradas" y es que no hay quien le tosa ahora mismo.


Luís Brea tenía su batalla personal contra "Petit Suïsse" que es un bloque que te puede sorprender si entras blando.


Susana sudando sangre en sus queridas placas, "El Acebo" un bonito muro con una piedra fea en la base del bloque. De ahí, ya era por la tarde empezábamos a bajar algunos que ya no podían más y otros estábamos casi hacia otros bloques donde la gente quería escalar. 


Lidi derrotaba al sol de la tarde en "Los Guerreros" con un savoir faire recién traído de su viaje a Fontainebleau. Desde ahí bajábamos a la zona de "La Columna de Hércules" donde la gente estuvo escalando en todas sus líneas y ahí si que nos despedíamos y Lega y yo nos volvíamos a casa destrozados en un trayecto que se hizo largo como si volviéramos de Vladivostok
La Pedriza nunca defrauda.

6 abr. 2017

El Dolor No Es una Opción

Ayer por la tarde, después de unos días de descanso por un lado (la semana pasada acabé muerto) y un poco de resina en casa de mi amigo Javi Pec, ayer tocaba salir a blocar. Tenía muchas ganas tras pasar unos días malos y como siempre Lega, que viene del latín y significa él que siempre está ahí, y yo formábamos un pequeño comando para juntarnos con otros incunables como Bote, Fran y Nacho de Talavera of the Queen. Más tarde llegaba Raúl con su hijo Víctor para moverse un poco.
La verdad es que tal y como nos íbamos acercando a Castillo de Bayuela, Lega y yo pensábamos que tenía pinta de buena jornada porque si bien había 20ºC se notaba un viento moderado que era fresco y así fue cuando llegamos por lo que decidimos subir de nuevo a Antídoto a ver si tachábamos algo antes que llegue el infierno en forma del mercurio por encima de la rayita de 30ºC. 
Empezamos con un calentamiento suave progresivo en el buenísimo bloque que alberga el "Gofre" y sus 23 variantes que ayer añadíamos una más. Luego ya nos centrábamos en lo que viene llamándose propiamente hablar de libro y nos acercábamos al "Pim Pam" que el otro día Lega y yo dejábamos a puntito. Buenas sensaciones desde el primer pegue y al rato Lega lo encadenaba gracias a una regleta-dibujo invertida que ayudaba a estabilizarse antes del segundo arreón. Era mi turno, y cogía el canto de arriba con todo el manubrio pero se me resbalaba el pie, que resbala siempre, y tocaba un crashpad. ¡Mierda! me tocaba otra vez volver a los arreones.


En el primer movimiento de "Pim Pam" donde hay que ir bien de tensión, talón y fuerza de dedos. Como Lega se olvidó su material fotográfico cogió mi cámara y sacó algunas instantáneas. 


En el siguiente pegue iba aun más suelto, mas fuerte de dedos (como me pone la resina de casa de Javi Pec) y tronché tan fuerte la regleta-dibujo invertida como diría mi amigo Nano que la reventé y también reventé algo más. El bloque seguirá saliendo pero ahora hay que ir más fuerte. Me dio bajón de ver que después de 3 apretones donde prácticamente lo hice dos veces ahora estaba roto así que cambiamos de tercio y nos metíamos en el vecino "El Hijo Bastardo de Jacky Godoffe" donde Bote tenía muchas ganas mientras yo me relajaba un poco con la cámara y a esperaba que dejara de sangrar el dedo, la rodilla y el antebrazo. En un bloque de 3 movimientos me había quedado como un desactivador de minas en un mal día de trabajo.


Bote en  "El Hijo Bastardo de Jacky Godoffe" apretando en un muro técnico de regletas que podría estar en el mismísimo bosque de Fontainebleau, de hecho lo cepillamos a la vuelta de un viaje y el nombre tan evocador fue gracias a una historia inventada acerca nuestro amigo Naranja y de una supuesta paternidad de la gran figura Bleausard durante una visita. 


Lega se aplicaba en  "El Hijo Bastardo de Jacky Godoffe" y repetía con alguna dificultad esta línea de la cual la autoría de su paternidad no ofrece ninguna duda. Ya más tarde hacíamos una ronda por algunos bloques más en los que acabar de dejarnos la vida y Bote, Lega y yo acabábamos al final con otro bonito bloque llamado "Estrella Polar" de pie. Ya casi cuando estábamos a punto de irnos aparecía Rodri para contarnos su lesión que se ha hecho recientemente en Fontainebleau y que le va a mantener una temporada fuera del circuito. Otra tarde más entre amigos y bloques con unas sensaciones muy buenas que desgraciadamente van a empezar a desaparecer.