Climbing with Dr. Sputnik

Aquí se hablará de la vida, de lo humano y lo divino, de lo natural y lo metafísico, pero por encima de todo, con HUMOR.

29 jul. 2011

Reunión Veraniega en Cantocochino

Como quien quiere la cosa nos hemos juntado unos cuantos elementos en el Bosque de Cantocochino para escalar un poco por la tarde, si el calor lo permitía.
Lomo (con su dedo con 6 puntos gracias a una batalla perdida con un cutter), Javitron (siempre en su línea), Markitos (el eterno becario), Perfiles (el rey de la zapatilla), Chulo, Olga y el pequeño David (Manzanito's family) y yo (Han Solo) acompañado de mi compañero Chewacca.
























La confluencia de Javitron con Lomo siempre es impredecible, pero augura cachondeo. Después de un café nos hemos puesto manos a la obra y hemos estado calentando en todas las líneas del bolo "El Caracol". Los bloques en los cuales pasas silbando durante otras épocas hoy, con los romos calientes como los pestillos de las puertas del infierno, han costado un buen apretón. La táctica es hacerlos al primer pegue y así conservas yema. No he descubierto anda nuevo pero la verdad es que no va mal.
























Markitos, el eterno becario, en uno de los bloques de calentamiento donde se aprecian los romos con la famosa textura de sepia.



















Javitron arqueando un romo en un bonito muro que está algo más arriba. Una línea bonita y asequible que al sol no se mostraba tan fácil como parecía.



















Markitos que para mantener la beca, en presencia de su mentor Perfiles, ha tenido que sacar la mítica The Eye of the Tiger. Después de un circuito de bloques asequibles, incluso con calorcete, nos hemos acercado a "El Contorsionista".
























Unos pegues a "El Contorsionista" han servido para ver que la parte de arriba tenía un tacto 0 sobre 100. Así que ha habido reunión y hemos cambiado a otros bloques con más posibilidades, acercándonos al "Musgoevash" y su variante hacia la izquierda.



















Chulo en "Musgoevash" donde repetir estas líneas nos ha sido más fácil de lo que pensábamos, no sin tener que apretar como si fuera el último día de nuestras vidas. Y esto ha sido todo en una tarde medio loca medio surrealista donde nos hemos reído bastante, hemos escalado decentemente y nos hemos puesto al día de l verano.
Lo peor ha sido la vuelta a Toledo donde a estas horas hay 29ºc, y es que cuando he llegado a La Pedriza esta tarde el termómetro amrcaba 10ºC menos que en Toledo.

¡Largo ya, verano!

No hay comentarios: