Climbing with Dr. Sputnik

Aquí se hablará de la vida, de lo humano y lo divino, de lo natural y lo metafísico, pero por encima de todo, con HUMOR.

29 jul. 2012

Una Jornada en La Raja

Una mañana más he psado a recoger a Lega a la salida de su trabajo y nos hemos montado en el coche rumbo al desafío vertical o desplomado de turno de cada fin de semana. El destino elegido sobre la marcha ha sido La Raja en Los Algibes, La Pedriza. Una antigua cantera a la cual bajas y el pasillo subterráneo deja dos paredes, la de la derecha algo tumbada y la de la izqueirda algo desplomada. No habíamos estado nunca queríamos conocerlo ya que todo el mundo contaba que en verano se estab fresco, que a veces te tenías que poner sudadera, que si patatín y que si patatán. Sería otro verano, hoy pegaba mucho calor fuera y dentro entraban llamaradas solares sobretodo en las vías de la entrada.
Debo reconocer que me ha sorprendido el sitio, me ha gustado aunque he notado una humedad y un bochorno bastante serio y lo del fresco, como no fuésemos el Lega o yo, no ha aparecido.

























Lega en la entrada de La Raja, también conocida como La Grieta. Al fondo gente que ha madrugado más, al final se ha ido llenando y hasta hemos encontrado a gente conocida como Fon y su chica.



















Lega en "Lucía" una de las primeras vías que hemos hecho, junto a las vecinas "Laura", "Perico Magnesio" y "Escaladores y Leñadores". Buenas vías con planos y regletas, pies patinosos y movimientos a bloque.

























Uno de los escaladores que había cerca en la vecina y atlética "Ciento y la Madre". Por nuestra parte, hemos estado escalando también en alguna de las vías del lado tumbado pero le daba el sol en la parte de arriba y puedo asegurar que hacía mcuho calor y el tacto era infinitamente peor. La llamarada solar hoy era muy fuerte.

























Ya para finalizar, otra foto de Lega en "Escaladores y Leñadores", una vía ya algo más exigente que las otras y con pasos más duros en regletas más pequeñas. Algunas vías más, algunos arrastres más, algunas sudadas más y hemos decidido parar. Yo ayer noche tuve cena mexicana en casa de unos amigos, me fui a dormir tarde, lo poco que he dormido he estado dando vueltas del picante por lo que ya estaba pensando en ver si en Casa Julián aun nos podían dar de comer. Lega, que ha tenido una madrugada de motosierras (roncadores) en las habiataciones del aprque de bomberos, también estaba de acuerdo. Así que nos hemos acercado a Casa Julián en el Tranco y Javi y su padre nos han dado de comer. Y como no, después ha caido una siesta al lado del río rollito feng-shui. Una vez recuperados nos hemos ido de vuelta a casa, acalorados y cansados.
¡Qué ganas tegno que pase el jodido verano!

No hay comentarios: